Malas noticias para quien tiene pensado hacerse con uno de los nuevos iMac que Apple presentó ayer. Concretamente, con el modelo de 21'5 pulgadas, en una noticia que nos llega desde Cult of Mac.

En un movimiento que le supondrá no pocas críticas, Apple ha optado por eliminar la posibilidad de ampliar la memoria RAM en su nuevo iMac de 21'5 pulgadas. Cuando ayer celebrábamos el maravilloso diseño de este nuevo modelo, no imaginábamos que con esta delgadez se sacrificaría el poder acceder a los típicos slots inferiores donde se aloja la RAM, y que tan fácilmente podía sustituirse.

Que Apple es partidaria de que sus dispositivos estén cerrados en la mayor medida posible, lo sabemos desde los tiempos del primer Macintosh de 1984. Con el MacBook Pro Retina presentado en la WWDC del pasado mes de junio, también salieron voces críticas al llevar incluso componentes soldados que imposibilitaban su sustitución. Ser un modelo portátil, tan potente e inaudito hasta la fecha hicieron que las quejas no fueron muy elevadas.

Esta vez estamos ante un ordenador de sobremesa, destinado a durar varios años, y para el que puede ser necesario un aumento de RAM para no quedarse desfasado, o poder correr con fluidez futuras aplicaciones o sistemas operativos. Y ahora Apple, en un desafortunado movimiento, ha sesgado esa posibilidad.