Una de las cosas que se presentaron en la pasada presentación del iPad 2 fue la versión de iOS que acompañaría a este nuevo dispositivo, y que se lanzará el día 11 de marzo, mismo día que la nueva versión del tablet de Apple sale a la venta en USA. Esta versión de iOS 4.3 trae importantes novedades, siendo una de las más reseñables la opción de Compartir Internet a través de WiFi y la última en incorporarse: iTunes Home Sharing para iOS.

Anoche mismo Apple lanzó la versión GM de iOS 4.3, donde se incorpora esta nueva funcionalidad. Y aquí, en AppleWeblog, la hemos probado a conciencia para que veáis qué es, cómo funciona y qué prestaciones aporta.

La verdad que he de confesar que, con un librería iTunes con varias series de TV bien organizadas y preparadas, una serie de vídeos propios, alguna que otra película para los niños y más de 50Gb de música de cine, agradezco enormemente a Apple no tener que copiar todo ese contenido al iPad o al iPhone para poder disfrutarlos (cosa que sería imposible por otro lado). Además, la música que más oigo la tengo en Mac, pero el almacén está en Windows, todo con el actual iTunes Home Sharing (Compartir en casa), que permite reproducir contenidos entre diferentes iTunes y con el nuevo Apple TV.

Como podéis ver en la captura que he realizado, la configuración de iTunes Home Sharing (en adelante, IHS) para iOS, reside en la configuración de la aplicación iPod. Hemos de entrar en Ajustes, iPod, y bajando veremos como nos solicita el usuario y la contraseña de nuestro Apple ID, el mismo que hemos asociado al IHS de la casa. Introducimos, damos a Aceptar y fin de la configuración.

Una vez estamos en la aplicación iPod, hemos de ir a Más, la última opción a la derecha de la botonera inferior. Allí veremos que aparece un nuevo elemento que antes no estaba: Compartido.

Pulsando en él iremos a una nueva pantalla que nos mostrará las diferentes bibliotecas que podemos seleccionar. En la parte superior veremos la del propio dispositivo, en la inferior todas las librerías que haya compartidas en la red local (obvia decir que hemos de estar conectados a ella por WiFi).

Si la información de la biblioteca es bastante, tendremos que esperar un poco mientras se carga, y veremos un círculo que se va completando. Al completarse, ya podremos acceder a la misma y su contenido. Este proceso sólo se realiza la primera vez que se accede.

Una vez dentro, lo que el dispositivo hace es sustituir la librería con la que trabaja y nos proporciona las mismas opciones que teníamos para navegar por la biblioteca del dispositivo. Pero, esta vez, en vez de navegar por el contenido local lo haremos por el contenido de la biblioteca remota. Normalmente, en la primera vez, tarda un poco en cargar portadas y datos, pero tras unos segundos lo hará y guardará en memoria estos datos. Veremos que en la parte superior nos informa la biblioteca por la que nos estamos moviendo.

Música, vídeo, podcast, serie de TV... todo lo que tengamos compartido es accesible sin problemas. En las pruebas, vídeos HD o SD se han reproducido sin problema a los pocos segundos. Se puede mover uno por ellos sin problema además. La música igualmente sin problemas, igual que el resto de contenidos.

Si queremos volver a los contenidos del dispositivo local, sólo tenemos que volver a ir a Compartir y seleccionar la biblioteca interna, que es siempre la opción de más arriba: mi iPhone, en este caso.

Su funcionamiento es impecable y no ha presentado un sólo problema, salvo una curiosidad. Cuando he visto los vídeos (que aparecen todos en la misma sección pero divididos en películas, series de TV, podcast y vídeos musicales) me faltaban algunas series. Tras varios minutos de investigación he dado con la clave: el dato de Artista en la información del archivo o temporada completa. La aplicación iPod de iOS clasifica y ordena en función del dato del campo Artista, por lo que si este campo está vacío, el contenido NO se mostrará en el dispositivo. Una vez ponemos el artista, aparecerá por arte de magia.

Cualquier cambio en la biblioteca de origen, se refleja en tiempo real en el dispositivo, con una pequeña pausa de unos segundos. Notar que si ponemos el mismo artista a diferentes series, las tomará como una sola y no como dos. Entiendo que esto puede ser un bug que solucionen para la versión final.

Y poca más dificultad tiene esta nueva e interesante función. Sin duda, un añadido muy interesante y bien hecho, que nos aporta un nuevo valor de disfrute de contenidos. Yo especialmente lo agradezco muchísimo y, como he comentado, funciona a la perfección (salvo por el pequeño problema comentado).